fbpx
Conectate con EL Nuevo Ambato

Le Critique

Para Carrió todo es bromas y diversión, para los argentinos ajuste y tarifazo

Publicado

En

La diputada nacional Elisa “Lilita” Carrió (Coalición Cívica-Cambiemos) vive en un país maravilloso, donde todo es bromas y diversión. Ajena a los pormenores que deben sobrellevar los argentinos, se encuentra preocupada y abocada a temáticas ajenas a las de los demás mortales.
Eso explica por qué desde su banca en la Cámara baja del Congreso de la Nación no tiene una actividad legislativa destinada a generar mejores condiciones para la población.
En contrapartida, se dedica a incentivar incendiaras internas en la alianza gobernante, de la que es cofundadora, contra el Presidente Mauricio Macri, sus principales alfiles del PRO, la UCR, e incluso tiene altisonantes declaraciones públicas que son una burla para todos los argentinos.
En ese marco se dieron nuevas expresiones de Carrió contra el ministro de Justicia de la Nación, Germán Garavano, a quien le pidió la renuncia y el juicio político. Es más, ayer la líder de la Coalición Cívica coincidió con Mauricio Macri en el acto de Argentina Exporta en el CCK, donde dijo que se amigará con el Presidente “cuando me lo saque a Garavano”.
Sin embargo, luego, a través de Twitter, Lilita intentó bajar el tono de sus ataques a sus socios de Cambiemos: “Yo no le pedí ni le voy a pedir la renuncia del Ministro Garavano al Presidente. Lo que dije esta mañana fue una broma, no condiciono ni disputo autoridad”, explicó a través de su cuenta en la red social.
Como si eso no fuera suficiente, a continuación, la legisladora nacional fue más allá y afirmó que “en aras de distender esta situación” va a “posponer” por unos días el pedido de juicio político “que ya hemos elaborado” contra el ministro de Justicia. Y aprovechó para disculparse “por la forma”, aunque se encargó de decir que “ratifico lo dicho porque es verdad” y que cumple con su rol de diputada al pedir juicio político.
Por supuesto, más de un usuario de Twitter expresó su repudio a la nueva broma de Carrió, que se suma a su nefasta frase en la celebración del Día de la Industria de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME): “Yo me divierto, porque a mí las crisis me generan adrenalina”.
Aquel día, horas antes, en la localidad chaqueña de Presidente Roque Sáenz Peña, un niño de 13 años moría alcanzado por un disparo de bala en el pecho en la represión policial de un intento de saqueo en un supermercado.
Pero Carrió se divierte. Las crisis le generan adrenalina. Incluida la generada por las políticas implementadas desde que Cambiemos llegó a la Presidencia en diciembre de 2015. Socaba los cimientos de esa alianza, tensa la relación, pero es en broma dice después e intenta descomprimir la situación. Aunque luego aclara que va en serio y que solo pospone unos días la materialización de sus amenazas.
Todo esto mientras millones de argentinos sufren esa crisis que a ella le genera tantas cosas lindas. La ciudadanía padece políticas de ajuste, tarifazos, recesión, inflación, despidos en el sector público y privado, suspensiones, aumento de los índices de pobreza e indigencia, de la desocupación, eliminación de programas sociales de asistencia nacionales y recortes en salud y educación, paralización de la obra pública, y más, mucho más.
Eliza Carrió no dice nada de todo eso, no tiene tiempo, para ella todo es bromas y diversión. ¿Quién puede decir que Lilita no sabe disfrutar la vida?

Seguir leyendo
Click para comentar

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *